Egipto: Junta Militar se compromete a dimitir

Assar, miembro de la Junta Militar egipcia, reitera en conferencia de prensa su compromiso a entregar el poder.

Assar, miembro de la Junta Militar egipcia, reitera en conferencia de prensa su compromiso a entregar el poder.

Foto: AP
PUBLICADO: EST May 3, 2012 1:24 pm EST

Madrid, 3 de Mayo.- La calma regresó hoy a Egipto, luego de los enfrentamientos registrados la víspera cerca del Ministerio de Defensa, que dejaron 20 muertos y 150 heridos, tras el compromiso de la Junta Militar gobernante de dimitir y entregar el poder en junio.

Luego de los disturbios protagonizados por cientos de manifestantes y los posteriores enfrentamientos con hombres armados no identificados, que llevaron a la intervención del Ejército, las calles de El Cairo regresaron a la normalidad.

En el barrio de Abbasseya, donde se protagonizaron los más graves disturbios, las principales avenidas fueron reabiertas al tráfico y gente pudo volver a transitar sin problemas por las aceras y los alrededores del Ministerio de Defensa.

“Las calles volvieron a la normalidad con sus autobuses y otros medios de transporte que nuevamente estuvieron disponibles. Los peatones caminaban en calles circundantes”, destacó este jueves el diario Al-Masry Al-Youm en su edición electrónica.

En la avenida Mamoun, que conduce a la zona donde cientos de egipcios se plantaron desde el jueves pasado para expresar su inconformidad por la exclusión de varios candidatos a la elección presidencial del próximo día 24, aún se veían algunos manifestantes aunque en calma.

En el área alrededor del ministerio se observa una mayor presencia de vendedores ambulantes, que llevan alimentos y golosinas a manifestantes del Movimiento Juventud para la Justicia, que se plantaron desde hace varias semanas.

La calma regresó luego de que el Consejo Supremo de las Fuerzas Armas (CSFA), gobernante en Egipto tras la renuncia de Hosni Mubarak en febrero de 2011, reiteró su compromiso de dimitir y entregar el poder a una administración civil antes del próximo 1 de julio.

En un mensaje difundido por la televisión estatal, el mayor general Mohammed al-Assar, miembro del CSFA, aseguró que la transición sigue su camino, que las elecciones se harán conforme a lo previsto el 23 y 24 mayo y que el cambio de poder será como lo prometido.

"Hemos dicho y repetido desde noviembre de 2011 que el Consejo Supremo se compromete a entregar el poder antes del 30 de junio de 2012. Y hoy lo decimos nuevamente clara y francamente: el CSFA se compromete a entregar el poder el 30 de junio de 2012”, afirmó.

El funcionario de la Junta Militar pidió a los egipcios confianza y aseguró que la elección presidencial será garantizada y que será de manera justa, democrática y transparente.

"Estamos comprometidos a elecciones justas [...] No tenemos ningún candidato (favorito). Todos los candidatos son egipcios respetables”, afirmó al-Assar y reveló que la Comisión Electoral ha invitado a 45 observadores extranjeros para supervisar las elecciones.

Agrega un comentario

MÁS NOTAS