Romney habla poco de sus raíces mexicanas

Kelly Romney, primo de Mitt, juega con sus perros en el predio de la comunidad mormona de Colonia Juárez.

Kelly Romney, primo de Mitt, juega con sus perros en el predio de la comunidad mormona de Colonia Juárez.

Foto: AP
PUBLICADO: EST Jan 30, 2012 12:30 am EST
COLONIA JUÁREZ, Chihuahua. - Como aspirante a la candidatura presidencial republicana, Mitt Romney se juega la vida en las primarias de la Florida, un estado donde el voto hispano es clave. Sin embargo, rara vez menciona sus raíces mexicanas. Su padre, George, nació en México y el candidato todavía tiene muchos parientes allí, nacidos y criados en el estado fronterizo de Chihuahua y quienes apoyan su candidatura, pero no sus planteos sobre la inmigración ilegal. Las raíces mexicanas de Romney están generando interés ahora que su condición de favorito entre los aspirantes republicanos pende de un hilo en la Florida. Newt Gingrich ha acortado la ventaja que le llevaba con miras a la votación de mañana. Romney no conoce a ninguno de sus primos segundos mexicanos, entre los que abundan los hombres altos, de pelo claro, que tienen su mismo apellido y hablan un inglés con marcado acento estadounidense. Esto a pesar de que siguen viviendo en el lugar donde nació su padre y a que comparten su fe mormona, que considera que la familia y la genealogía desempeñan un papel importante en el mas allá. El jueves, Romney habló inusitadamente del tema, durante un debate con sus rivales en Jacksonville, Florida, mientras trataba de contrarrestar las críticas de Newt Gingrich, quien lo tachó de "antiinmigrante". "No soy antiinmigrante", dijo Romney. "Mi padre nació en México". Los hermanos de Romney han visitado la pequeña Colonia Dublán para ver la casa donde nació su padre George Romney el 8 de julio de 1907, en una colonia de pioneros mormones en un espectacular valle agrícola al pie de la Sierra Madre. Leighton Romney, de 52 años y quien administra una cooperativa de cultivadores de frutas llamada Grupo Paquime en la vecina Nuevo Casas Grandes, le mostró esta semana a una periodista de la Associated Press el árbol genealógico familiar en un televisor de la oficina donde le vende frutas a Walmart y otras cadenas grandes. Los Romney pueden rastrear el árbol familiar hasta 1555, año para el que tienen registros de un Sr. Romney, sin nombre de pila, nacido en 1555 en Tonbridge, Inglaterra. "Mucha gente pregunta por qué Mitt no ha venido al sitio donde están sus raíces", señaló Leighton Romney, quien nació en Estados Unidos y está registrado para votar en Phoenix. "Su padre se fue siendo muy joven y no creo que tenga esta cultura tan arraigada como nosotros". "Vivo aquí porque adoro a mi país", expresó Leighton. "Y ese país es México". George, quien fue gobernador de Michigan por dos períodos, se postuló a la presidencia en 1968 y tuvo que combatir denuncias de que no podía postularse porque no había nacido en el país. Mitt asegura que ni su padre ni sus abuelos hablaban español. En una entrevista con la cadena de televisión en español de Estados Unidos, Univision, no obstante, Mitt dijo que le gustaría que se corriese la voz de que tiene raíces mexicanas. "Me encantaría poder convencer a la gente de eso, especialmente en una primaria en la Florida", comentó. "Pero creo que podría sonar falso de mi parte". Como todo político estadounidense, Romney debe tratar de captar el voto de quienes se oponen a la inmigración ilegal, que procede mayormente de México, y al mismo tiempo cortejar a los hispanos, el grueso de los cuales son mexicanos y constituyen el bloque de votantes que más rápidamente crece en Estados Unidos. No menciona que su padre nació en México y cuenta la historia de una familia de origen humilde que se hizo rica, no la del inmigrante que hizo realidad sus sueños. La familia de George Romney se fue de México cuando George tenía cinco años. Regresó a Estados Unidos escapándole a la violencia de la Revolución Mexicana. Por su parte, quien sería su rival en las elecciones, el presidente Barack Obama, escribió un libro sobre la vida de su padre, que vino a Estados Unidos de África, y enfatiza que su éxito en la vida es el éxito del hijo de un inmigrante. Romney tal vez no quiere hablar de su familia porque su bisabuelo Miles Park Romney tuvo cinco esposas y 30 hijos. Su descendencia está esparcida por México y Estados Unidos. Miles Park huyó a México luego de la aprobación de una ley que prohibía cohabitar en poligamia en Estados Unidos en 1882. Se casó con su quinta esposa cuando la iglesia ya había prohibido esa práctica, en 1890. Miles Park, nacido en 1843 en Nauvoo, Illinois, donde Joseph Smith fundó la iglesia mormona, fue uno de los primeros mormones que se radicaron en el valle mexicano en la frontera con Texas. Entre los 11 hijos que tuvo con su primera esposa figuraron Gaskell y Miles Archibold Romney. La familia regresó a Estados Unidos en 1912, cuando la Revolución Mexicana llegó a Chihuahua y fuerzas revolucionarias invadieron comunidades angloparlantes. Gaskell Romney se quedó en Estados Unidos con sus cinco hijos, incluido el padre de Mitt, George, quien fue gobernador de Michigan de 1962 a 1969. Pero Miles Archibold volvió a México. La rama mexicana de los Romney, unas 40 personas, vive en casas de ladrillo con bonitos jardines y sus integrantes figuran entre los ganaderos y agricultores más prósperos de una región a 305 kilómetros (190 millas) de El Paso, Texas. Crían ganado y cultivan peras, manzanas y pimientos. Administran comercios y una prestigiosa escuela con programas de basquetbol y futbol estadounidense, de la que los estudiantes salen hablando un inglés impecable. "Es una comunidad muy abierta donde hemos sido progresistas y hemos logrado una vida para nosotros, para nuestros hijos, que creemos que es una vida sana", manifestó Leighton. "Nos encanta estar aquí. Estamos aquí por varias generaciones". Colonia Juárez y sus alrededores no le escapan a la violencia del narcotráfico. Meredith Romney, hermano de Leighton, fue secuestrado en el 2009 y estuvo cautivo dos días, hasta que su familia pagó un rescate no revelado. La familia dice que la región se ha tornado mucho más segura en el último año y que los secuestros disminuyeron. Le dan el mérito al nuevo gobernador de Chihuahua, César Duarte, quien asumió en el 2010. Colonia Juárez, un pueblo de 1,035 habitantes, tiene otro símbolo emblemático de su éxito: un templo en mármol blanco de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Ultimos Días (SUD), con una estatua dorada de Moroni, el ángel que visitó a Joseph Smith. Junto a ella se encuentra la Academia Juárez, afiliada a los SUD, con sus edificios de ladrillo de tres pisos y grandes jardines, que hacen pensar que uno se encuentra en Utah, no en México. Como es tan común en la zona, Leighton Romney dijo que cursó estudios en la Brigham Young University, de la Iglesia de los SUD, adonde envió también a su hija e hijo. "No somos un culto", afirmó Leighton. "La religión del presidente de Estados Unidos, claro que forma parte de su ética y de su forma de tomar decisiones, pero en realidad no creo que vaya a influenciar demasiado las decisiones que tiene que tomar para todo el pueblo. Esas decisiones las tiene que tomar fríamente". Un sobrino de Leighton, Brandon Romney, de 33 años, cultiva pimientos y colabora con los equipos deportivos de la escuela. Durante un reciente partido de basquetbol se lo vio dando instrucciones en inglés y español a los estudiantes. Sabe que es pariente de alguien que aspira a la nominación republicana, pero dice que "para mí es un tipo como cualquier otro". "Algunas personas se enorgullecen de ello. Yo no lo conozco, jamás hablé con él", expresó. Brandon y los demás Romney se proponen votar por Mitt y algunos dicen que aportarán dinero a su campaña si consigue la nominación. La familia considera a su primo lejano como un empresario inteligente, que puede sacar al país de sus problemas económicos. Difieren con él solo en el tema de la inmigración ilegal. Piensan que los migrantes que buscan trabajo en Estados Unidos deberían poder regularizar su status migratorio. "Estados Unidos tiene que admitir su parte en el problema de la inmigración", sostuvo Brandon. "He tenido gente en mi granja que va ilegalmente y regresa. Tuve un tipo que había estado preso por cruzar ilegalmente. No quieren irse. Tienen que hacerlo".
Agrega un comentario

MÁS NOTAS